El jefe de los Camioneros, Hugo Moyano, señaló que Mauricio Macri se encuentra «incómodo» en su cargo de presidente de los argentinos, y fue más allá al asegurar que «tiene ganas de rajarse».

Tras relativizar los cambios en el Gabinete en medio de la crisis económica, Moyano se refirió a una supuesta incomodidad del máximo mandatario. «Más que incómodo, según algunos allegados, tiene ganas de rajarse. Son niños bien, que no están acostumbrados a que los contradigan», dijo antes de reunirse con intendentes del PJ.

Sobre los cambios de Gabinete y la reducción de ministerios, el gremialista afirmó que eso no mejorará la situación que atraviesan los argentinos. «Son todas maniobras que hacen porque sinceramente el hombre está desorientado. No sabe qué hacer y lo manejan. Es un instrumento del poder», destacó.

«Son todas maniobras que hacen porque sinceramente el hombre está desorientado. No sabe qué hacer y lo manejan. Es un instrumento del poder», destacó.

Por otra parte, rechazó que haya sectores que quieran desestabilizar a la administración de Cambiemos. «¿Aportar a la gobernabilidad es aplaudir todo lo que hacen? No somos chupamedias, siempre he respetado a los presidentes cuando asumen. Pero cuando no cumplen, estoy enfrente, del lado del laburante», afirmó.

Respecto de la «tormenta» económica, el líder de Camioneros afirmó que «a la gente le falta la comida». Y añadió: «El Gobierno les está fallando a los laburantes, a los jubilados. Les falta la comida».

Finalmente, Moyano ratificó que acompañará el paro convocado por la CGT para el 25 de septiembre y lamentó que «el laburante siempre ponga el hombro» en las crisis. «Ellos (el Gobierno) se quejan de los bolsos (en relación a José López), pero tocan dos teclas y se llevan diez veces más. Empezando por Don Corleone», aseveró