Un video difundido en las últimas horas por el sitio El Sol muestra cómo fue el ataque de un preso que días atrás intentó apuñalar a la fiscal de Homicidios de Mendoza Claudia Ríos en plena audiencia de un juicio que se desarrollaba en una sala del Polo Penal Judicial de la capital provincial.

La secuencia muestra cómo el detenido evadió la seguridad e intentó atacar a la funcionaria, quien se defendió con gas pimienta. Luego,el agresor fue reducido, informaron fuentes policiales.

El hecho se produjo cuando un preso que se hallaba en la sala se levantó, sorteó la custodia y con un arma blanca se abalanzó contra la fiscal Ríos, quien le roció en la cara gas pimienta, por lo que el atacante fue reducido y la funcionaria judicial resultó ilesa, detallaron los voceros.

El incidente se produjo en la sala 15 del Polo Judicial después de las 9, donde el juez Mauro Perassi presidía un debate con por homicidio simple que tiene como acusados a tres sujetos que están presos y que son juzgados por haber matado a otro interno en el penal de Almafuerte en 2019.

Los tres detenidos ingresaron a la sala custodiados por personal penitenciario y en un momento logró liberarse, sacó un arma blanca –sería un arma casera, una chuza- y quiso agredir a la fiscal Ríos pero se produjo un forcejeo con los penitenciarios.

La acción se trasladó a otra parte de la sala porque el detenido tomó como rehén a una pasante que resultó algunos rasguños. En ese momento la fiscal participó de la acción lanzándole gas pimienta al hombre que fue identificado como Hugo Eduardo Arredondo (37).

El atacante, que cumple la pena de perpetua por un homicidio cometido en 2015, era juzgado por otro crimen, en esta oportunidad la víctima fatal fue otro recluso, saltó sobre la abogada e intentó apuñalarla. Luego, quiso escapar del edificio tomando como “escudo humano” a otra persona presente en la sala penal.

El peligroso recluso fue finalmente reducido por las fuerzas de seguridad y luego de que Ríos le rociara gas pimienta. Nadie resultó herido, según señala el diario Los Andes.

Los penitenciarios imputados vuelven a sus tareas tras el ataque de un preso a una fiscal

Los ocho guardiacárceles que fueron provisoriamentre separados de sus funciones y son investigados por su actuación durante el ataque que sufrió la fiscal mendocina Claudia Ríos por parte de un preso que quiso apuñalarla en pleno debate oral, retornaron este mércoles a sus tareas en el Servicio Penitenciario provincial.

«En qué momento este preso accedió al lugar con ese elemento corto punzante todavía no se sabe, pero sí que hubo fallas en las requisas», dijo Marcelo Puertas, a cargo de la Inspección General de Justicia.

Según explicó, los ocho guardias -que habían sido pasados a disponibilidad preventiva tras el hecho- «deberían haber realizado tres requisas y, en principio, no está comprobado que se hayan realizado las tres, ya que no hay pruebas en las cámaras» de ello.