El bono de fin de año, uno de los anuncios más inciertos de los últimos tiempos, sumó este jueves otro motivo para la duda: el Gobierno salió a admitir que está negociando la posibilidad de que ese plus sea a cuenta de la paritaria 2019.  

«Mientras tratamos de buscar una solución hay muchas paritarias que se están realizando y también esto (por el bono) puede formar parte de las negociaciones salariales del año que viene», afirmó el ministro de Producción, Dante Sica, en declaraciones formuladas al término de la reunión de gabinete que encabezó el presidente Mauricio Macri en la Casa Rosada.

De esta manera, Sica admitió que el bono por 5.000 pesos sería a cuenta para los aumentos salariales que los trabajadores privados acuerden con sus empleadores el año que viene, sector por sector en paritaria. Sería esa la única manera de que la Unión Industrial Argentina (UIA) acepte firmar el entendimiento con la administración de Mauricio Macri y la Confederación General del Trabajo (CGT).

Por otra parte, Sica negó cambios en su cartera con la salida del Secretario de Trabajo, Jorge Triaca. Dijo: “El Secretario de Trabajo sigue siendo Jorge Triaca. Está trabajando con nosotros, hoy a la tarde visitaremos juntos la feria de empleo en Lanús”, aseguró .

 

Resultado de imagen para sica reunión gabinete casa rosada

Decreto o paro

Mientras una comisión integrada por funcionarios, empresarios y sindicalistas negociaba este jueves la forma de ejecutar lo que el Gobierno ya anunció, hubo nuevas advertencias desde uno y otro lado de la vereda.

Omar Maturano, secretario general del sindicato ferroviario La Fraternindad, advirtió que «para desactivar el paro» de la CGT, el decreto que autoriza el pago de un bono de fin de año «tiene que estar hoy». Si no se confirma hoy, mañana se analizaría el paro para la semana que viene.

Y añadió: «después, quedaba en cada sindicato seguir discutiendo. Pero va a pasar lo mismo que el año pasado: arreglamos un bono y el 50% de los trabajadores lo cobró y el otro 50% no. Muchos empresarios no lo pudieron pagar».

Resultado de imagen para Omar Maturano

 

En paralelo, el secretario general de la Unión del Personal Civil de la Nación (UPCN), Andrés Rodríguez, afirmó que si hay bono para el sector privado, también habrá para los empleados públicos o sino se registrará conflicto.

En el país, hay 6.217.500 trabajadores en el sector privado y 5.983.500 de empleados públicos. Otorgar el bono demandaría 31.088 millones de pesos a las empresas y 29.918 millones a los estados nacional, provinciales y municipales.

«Nosotros veníamos conversando para reabrir por tercera vez la paritaria para generar un alivio y tratar de recuperar poder adquisitivo. Todavía no tenemos los números finales pero consideramos que en pocos días podamos tener alguna respuesta», señaló Rodríguez.